EL PODER DE DIOS EN EL SER HUMANO



Usualmente, la gente que tiene cierto conocimiento sobre la constitución oculta del ser humano, piensa que el poder del hombre yace en la kundalini, pero en realidad kundalini es sólo el aspecto más denso de un poder todavía más grande al que se le suele llamar “el fuego eléctrico” que es el Poder divino. Esto lo detallo en el capítulo: el aspecto oculto de kundalini. Mientras que en este capítulo vamos a ver más la relación que tiene el hombre con ese fuego eléctrico.

Cuando se habla de la energía, tenemos que considerar que TODO es energía, hasta el propio pensamiento, hasta los símbolos que son emitidos por medio del pensamiento. Y hay que admitir también que la conciencia misma es energía. Ahora bien, hablar del pensamiento como siendo energía e imaginarlo como tal, equivale a decir que todo lo que la mente va a emitir, va a estar dotado con un poder, ya que la energía es poder, y es ahí donde hay que hablar del fuego eléctrico. Ese fuego sagrado es el Poder de Dios, no hay otro.

Cuando un hombre desea el poder, ya sea a nivel de su personalidad, en un aspecto muy material (dirigir un pueblo, un mercado financiero u otra cosa), ya sea cuando es un estudiante ocultista que desea adquirir algún poder paranormal, o simplemente de un loco que quiere dominar el mundo, el impulso siempre está dirigido por la inspiración y coexistencia con esa energía que hay en el hombre y que es el fuego eléctrico.

Ese fuego al principio es mal interpretado, al igual que todas las demás realidades divinas al principio son mal interpretadas por los hombres, y cuando digo mal interpretadas, no quiero decir con esto que el hombre es un patán a quien definitivamente no se le puede hacer entender nada. No, lo que quiero decir es que el hombre encontrándose en un proceso de evolución, es normal que al principio sea torpe con el manejo de las energías divinas, y dado que él se encuentra sumergido en la materia, es lógico que en un primer abordo, las utilice de una manera muy material. Poco a poco a medida que se vaya desarrollando va a ir interpretándolas de manera cada vez más armoniosa y divina. Pero regresemos al poder divino.

¿Por qué digo que el fuego eléctrico es el Poder en el universo?

Simplemente porque cuando hay creación, hay mentalización. No se puede evitar. Lo que no quiere decir que Dios piensa primero y luego crea. Eso es falso. Hay emanación, y al mismo tiempo que hay emanación, hay creación de un Mental que podríamos llamar la Mente Divina, que es simplemente la Inteligencia Cósmica o el rayo tres.

Es decir que tan pronto como se crea algo (me refiero de manera divina, que sea creado por un mago, por un ángel o por una divinidad), tan pronto que se utiliza el poder de la creación y la substancia de la creación; una vida, un alma y una inteligencia se le dan a lo que se ha creado. Es indisociable.

Para comprender la relación que hay entre el hombre, su poder creador y el poder que representa el fuego eléctrico, se tiene que comprender primero lo que es la evolución humana en su conjunto. Ya que tratar de entender la naturaleza del poder divino, corresponde justamente a estudiar la evolución de la humanidad, debido a que precisamente esa es su aventura cósmica. Eso es justamente lo que se les ofrece a los seres humanos: el de volverse cada vez más poderosos. Por lo tanto, toda su evolución consiste en desarrollar cada vez más el poder y la conciencia.

¿Por qué también la conciencia?

Para poder cada vez más controlar y manejar de manera inteligente y sabia el poder del Universo y así a su vez volverse un dios creador. Y es por eso que si la conciencia le ha sido dada al ser humano, no es sólo porque Dios es una gran CONCIENCIA. Si la conciencia le ha sido dada al hombre es sobre todo porque también es el medio por el cual el hombre va lograr aprender a controlar el poder que va poseer, ya que Dios también es PODER.

Y tan pronto como se concibe al ser humano como un ser que va a recibir el poder de Dios, automáticamente la lógica nos dice que:

-       primero el hombre tiene que desarrollar la sabiduría, la inteligenciay el discernimiento para que no vaya a utilizar inadecuadamente ese poder y termine haciendo mil destrozo,
-       que progresivamente tiene que desarrollar la capacidad de ejercer ese poder,
-       y que principalmente va a tener que desarrollar la conciencia de su poder, y ahí es donde ustedes tienen dificultad para seguir.

¿Qué es lo que quiero decir con “la conciencia de su poder” y que ahí es donde les cuesta trabajo ponerlo en práctica?

Lo digo porque

¿Quién puede venir afirmarme estar plenamente consciente de su divinidad?

Todos ustedes saben que son Dios, lo han leído, lo han reflexionado, les parece consistente, lo aceptan, pero la conciencia de ello todavía no la tienen adquirida.

(El esoterismo enseña que la evolución de los humanos tiene como objetivo en hacerlos desarrollar cada vez más su consciencia y su poder o sea su divinidad  para que se conviertan en “seres divinos”, en “hombres-dioses”. Lo detallo en rondas: desarrollo del hombre. Esto con el fin de que en el siguiente ciclo cósmico, sean ellos quienes dirijan la creación. Y así se van turnando los reinos, lo que permite la regeneración de la creación. Ver los reinos de la creación.)

Saber que uno es Dios no es levantarse y tener el ego inflado como el universo diciéndose  ¡Qué inmenso Soy...!
Tampoco es volverse hipersensible a todas las realidades de la divinidad (la realidad del amor, de la luz divina, etcétera).
Levantarse una mañana y saber que uno es Dios, es sentir no sólo que se está consciente que uno es Dios, sino que además, gracias a esa conciencia y por esa conciencia, saber que uno es al mismo tiempo un poder inmenso.

Poder y conciencia van de la mano, y es justamente también el problema que tiene el hombre en el transcurso de su evolución, porque al mismo tiempo que para volverse cada vez más consciente, necesita más energía. Si se le da mayor energía, puede que busque desarrollar más su poder y no necesariamente su conciencia. Y esto es lo que va dar lugar al surgimiento de un montón de gente teniendo poder y ejerciéndolo a mal.

Es por eso que inevitablemente, los Maestros que guían la evolución de la humanidad, conocen los obstáculos que tendrán lugar. El mago negro que de repente aparece en el camino no es una sorpresa ni para los Adeptos, ni para los Maestros. La sorpresa es tal vez el nombre que lleva:

« Vaya, no me esperaba que fuera Sancho o que fuera Gerardo quien se volviera así, pero sabía que alguien se volvería un mago negro porque es inevitable. »

Por lo tanto, a medida que evolucionan, tienen que comprender que no sólo están desarrollando su conciencia, o sea su capacidad de contemplar a Dios en toda su inmensidad y de viajar a través de la grandeza de los planos de existencia, sino que también al mismo tiempoestán desarrollando el poder. Y ese poder se encuentra dormido en el hombre, todo abajo del chakra raíz y es llamado kundalini.
Pero, de hecho, kundalini es sólo el aspecto visible de un poder más grande que es el fuego eléctrico y que es el verdadero poder del Alma.

Pastor (maestro de sabiduría, 22-10-88)

(Nota: para una visión más profunda sobre el fuego eléctrico, les recomiendo que lean el Poder de Dios)


Extraído http://esoterismo-guia.blogspot.mx/2013/06/poder-oculto-humano-hombre-dios.html


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...